El Multi-Negocio Haklind y otros Multiniveles

En la actualidad existen diferentes esquemas de comercio por multinivel, muchos de los cuales se gestaron a principios de los años noventa, y desde entonces por dos largas décadas han ido quedando obsoletos y disfuncionales. En estos últimos veinte años se ha dado una aceleración desenfrenada en cuestiones de evolución tecnológica y manejo empresarial, lo cual beneficia al negocio por multinivel en muchas formas.

Desde sus comienzos y hasta la fecha se han logrado grandes avances en su re-adaptación y mejora, se ha comprobado mediante la experiencia, experimentación y estudios en diversas empresas cuales métodos son más funcionales y redituables en la ejecución, y cuáles benefician más

a sus distribuidores involucrados, generándoles mayores ganancias. El problema con la mayoría de las compañías de multinivel en la actualidad es que siguen estructuras obsoletas. Debido a la gran cantidad de afiliados con los que cuentan, les resulta imposible hacer mejoras y modificaciones a sus planes de compensación, forzándoles a seguir esquemas muy anticuados de manejo que no benefician del todo a sus distribuidores, por lo tanto, los ingresos no se reparten de manera óptima, dejando a algunos pocos beneficiados, y a la gran mayoría trabajando duro para obtener muy poco a cambio.

Håklind ha destinado grandes esfuerzos a crear un plan de Multi-Negocios novedoso, fresco, funcional, redituable, equitativo y que genere excelentes ganancias constantes repartidas efectivamente para sus distribuidores, un esquema adaptado a las necesidades del siglo veintiuno donde se necesita dinero rápido y seguro, un plan basado en la comprensión de todas las deficiencias y errores de otras empresas, un estudio meticuloso matemático y humano que supera en efectividad a cualquier otro.




En Håklind nos gusta la igualdad y que la oportunidad sea pareja, que todos ganen y ganen bien. Es por eso que nuestro sistema infalible se basa en dos principios fundamentales;

1. Los buenos números, que equivalen al dinero.
2. El buen cuidado de la gente, que representa la oportunidad.

De esta manera vemos que si nuestros números están bien planeados y nuestra gente feliz, los negocios prosperan.

En otras empresas y en los multiniveles convencionales la cantidad de reglas impuestas para que sus afiliados puedan cobrar sus ganancias son exorbitantes, una tras otra presentan infinidad de trabas y trucos para aparentar mayores beneficios y porcentajes de ganancia de lo que realmente otorgan, piden compras mínimas mensuales de cantidades obscenas de dinero, presionan a sus miembros a gastar y vender cada vez más producto si quieren ascender en su nivel de descuentos y lograr obtener el privilegio de cobrar los porcentajes de ganancias prometidos, basan el éxito en apostarle sólo a unos cuantos individuos líderes, a los cuales retribuyen a costa de todos los demás que dejan con casi nada de ingresos y haciendo la mayor parte del trabajo.

La falta de moral y ética de estas empresas hace que los miembros de las mismas se vean rápidamente desmotivados al no obtener el sueño falsamente prometido, se agotan y desisten tras ver pasar el tiempo sin recibir ganancias substanciosas que mejoren su calidad de vida y economía, abandonando por completo el negocio.

Nosotros conocemos esta situación y no la consideramos justa para los distribuidores, ni ventajosa para nuestra empresa, ya que nuestro rápido crecimiento y éxito económico depende del crecimiento y entusiasmo de aquellos que nos apoyan, de que ellos estén satisfechos y sean constantes. Nuestro método elimina por completo las fallas y deficiencias de otros sistemas, e innovamos en la industria con una propuesta sin precedentes, repartiendo la mayor parte de nuestras ganancias de manera honesta, transparente, fácil, sencilla y rápida entre los distribuidores quienes las generan, contando así con su apoyo incondicional.

Otro de los grandes problemas que encontramos en otros sistemas de multinivel es la estructura misma que utilizan, ya que no cuentan con un orden de crecimiento inteligente. Cada distribuidor invita a otros distribuidores a formar parte de una red de distribución que crece desorganizada. Unos a otros no logran verse como aliados, sino como competencia, y luchan entre sí por tener un mayor número de afiliados dentro de sus propias redes, desfavoreciendo el trabajo en equipo y descuidando a los integrantes de la propia red si éstos no generan ganancias.

Con nosotros en Håklind no sucede eso, ya que nuestra estructura está pensada para prevenir dichas situaciones y fomentar el crecimiento en equipo, el apoyo mutuo y lograr que cada acción que alguien realice, siempre le beneficie económicamente y simultáneamente a los individuos que forman parte de su red. Las diferencias entre otros multiniveles y el Multi-Negocio Håklind son extremas, ya que nosotros nos hemos tomado el tiempo suficiente para eliminar con nuestro avanzado sistema de cálculo todas esas deficiencias y contratiempos, adaptando cada aspecto de nuestra experiencia para que te brinde magníficos e irrefutables resultados.